jueves, 6 de septiembre de 2012

-Mi cabeza es un laberinto oscuro. A veces hay como relámpagos que iluminan algunos corredores. Nunca termino de saber por qué hago ciertas cosas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario